lunes, 12 de abril de 2010

Lima MUJER

Lima, la siempre variopinta Lima. Ciudad que me vio nacer, crecer y aprender. Vieja ciudad de virreyes, indios, negros, chinos, europeos, criollos y mestizos, no sólo de origen sino sobretodo de pensamiento. Lima, la ciudad que escogió el destino para que mis padres se encontraran, conocieran, amaran y porqué no también -en alguna época ya olvidada- se odiaran.

Lima la ciudad hecha de canciones, de imágenes, de epopeyas económicas, de casitas en cerros que crecieron hacia arriba pero también hacia los lados y hacia fuera. Lima hecha de viejas casonas de adobe que amenazan con caerse ante cualquier sismo y también de enormes y modernos edificios a los que podría pasarles lo mismo.

Lima mi querida Lima. El lugar donde alguna vez –algunas veces- me enamoré. El lugar donde también dejé olvidado algún amor que merecía olvido. Cuando parta te extrañaré como siempre y también como nunca he pensado extrañarte.

Cuando parta la nostalgia me invadirá como siempre y también como nunca. De ese nunca que jamás ideaste. De ese nunca que llega cuando eres sólo ausencia y recuerdos para quienes alguna vez te han querido. Lima mi querida y salvaje Lima que vistes de negro las calles de Quilca. Que vistes de sol, sombrillas y diminutas prendas las playas del sur.

Lima llena de megacentros de consumo y algunos agradables centros de ritmos y conocimientos. Lima sonora. Lima festiva. Lima la loca y desenfrenada. Lima la que vive a mil y que olvida las reglas. Lima hecha de caos. Lima hecha de combis. Lima sin semáforos. Lima sin planes de crecimiento urbano. Lima llena de baches y obras en construcción previas a cada nueva elección de megalómanos candidatos.

Lima apolítica pero también católica, evangelista, mormona, cristiana y algo más. Lima sin credos. Lima hecha de misterios. Mi Lima diversa. Mi Lima de fuxia, perla y jazmín. Te quiero como eres. Te aprecio tan diferente y diversa como yo y todos los demás. Lima amiga. Lima madre y también hermana y cómplice. Lima ladrona. Lima lumpen. Lima odiosa y adorable. Lima que ama a las barras y también a las cabecitas verdes cuando las acompañan.

Lima de pie. Lima montada. Lima en un circo. Lima es chamba. Lima de niña. Lima mujer. A veces hombre. Lima humana.